Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Pedro Sánchez es ya un cadáver político: Es indiferente que dimita hoy, mañana o pasado

La dimisión de Sánchez es indiferente, ya que es un cadáver
La dimisión de Sánchez es indiferente, ya que es un cadáver
Picture of Jesús Ángel Rojo

Jesús Ángel Rojo

Jesús Ángel Rojo Pinilla , miembro del Ilustre Colegio de Abogados de Madrid, conferenciante, politólogo y experto en Comunicación e Imagen, cuenta con una amplia trayectoria en el mundo empresarial y periodístico. Autor del best seller Cuando éramos invencibles, además de los libros los Invencibles de América, Grandes Traidores a España y Cuando éramos invencibles 2.

La dimisión de Sánchez, el fin del Sanchismo, o no

Con la posible dimisión de Sánchez mañana, estamos ante el fin de un movimiento populista en nuestra democracia que ha estado a punto de llevarnos a la destrucción del Estado de Derecho. Presenciamos en vivo el fin de un modelo de gobierno paternalista y personalista que no se había observado en España desde los tiempos de Franco. Y las variaciones drásticas, en ocasiones, provocan dificultades. Reiteramos que los recientes programas requieren principalmente calma y serenidad.

Aquellos que hemos respaldado al Estado y a la democracia debemos mostrar una sonrisa. Aquellos que han optado por acabar con el régimen de manera vergonzosa tendrán que meditar sobre sus acciones. El movimiento liderado por Sánchez ya ha muerto pero no hay que relajarse. Estos individuos son perjudiciales para el sistema, enfermos de rencor peligrosos y son capaces de llevar a cabo cualquier tipo de reacción ante la pérdida de influencia. Han sufrido una derrota pero aún no están dispuestos a reconocerlo.

Cuba y Venezuela en las puertas de Ferraz

El evento de este sábado en torno a Ferraz 70 fue una sesión grupal de terapia, una representación del orgullo socialista, un intercambio de afectos y un paño de lágrimas ante el inminente doble drama que se avecina. A pesar de que el Comité Federal utilizó todo el arsenal emocional posible para persuadir a Pedro Sánchez de que no se rinda, a medida que pasa el tiempo, aumenta el número de voces en el PSOE que anticipan su renuncia, y así se lo confesaban unos a otros a las puertas de la sede del partido: «Se va. Mi intuición me dice que no seguirá, pero si se va, lo hace causando disturbios y pensando en los que vendrán», se consuelan los seguidores más oficiales.

Sin embargo, de acuerdo con las fuentes socialistas, la dimisión de Sánchez no solo implicaría su salida de la sede del Gobierno y la formación de un nuevo ejecutivo, sino también de la sede central de los socialistas que conquistó hace casi diez años, en julio de 2014, y reconquistó en 2017, después del histórico Comité Federal que lo destituyó el 1 de octubre de 2016.

Artículo relacionado:  Bomberos del Ayuntamiento "no descartan nada" tras dos años de convenio caducado

Ambiente preguerra civil por la dimisión de Sánchez

Este sábado, numerosos individuos recordaron los matices trágicos que acompañaron ese llamado hace ocho años. «También llovía entonces», evocan aquellos que en aquel momento también se establecieron durante horas en la larga reunión del órgano máximo entre congresos que provocó la salida de su líder. La principal diferencia ahora es que el Comité Federal no está fracturado, no hay fragmentación ni pretenden la dimisión de Sánchez, sino presionarlo para que resista y evitar que todo se desmorone. Esto se debe a que las fuentes socialistas consultadas por este medio auguran que su renuncia como presidente del Gobierno el lunes abrirá la puerta a una reunión de su Ejecutiva para anunciar la dimisión de Sánchez al liderazgo del PSOE y la convocatoria de un Congreso Extraordinario en los próximos meses.

Con su dimisión, Sánchez nos ha abandonado

Sus más cercanos afirman que Sánchez está quebrado, hundido, no quiere continuar y se marchará no solo del Gobierno, sino también del partido. Nadie habla con información, sino por intuición, luego de intentar reconstruir las señales que Pedro Sánchez envía a través de los mensajes de WhatsApp y SMS a los múltiples mensajes de apoyo y solidaridad que recibe. A pesar de que aún se encuentra aislado en su residencia oficial de Moncloa y sigue «reflexionando» con su familia, tratando de evitar injerencias a través de llamadas telefónicas, algunos de sus colaboradores en Moncloa se atreven a anticipar que «se va y no hay vuelta atrás».

Aquellos que no se atreven a contactar directamente con el ‘jefe’, debido al enfado y decepción que Sánchez siente hacia su círculo cercano, al que acusa de no haber defendido a su esposa, se comunican directamente con ella. Y es precisamente Begoña Gómez quien ha transmitido a algunos líderes del PSOE que le ha pedido a su esposo que «agote», pero que esta vez no cree ser capaz de convencerlo, como lo hizo en 2016 después de entregar su acta de diputado en el Congreso y antes de confirmar que se presentaría en las nuevas primarias del PSOE.

Artículo relacionado:  Almeida apunta a la muerte de los dos trabajadores atrapados bajo una losa de ocho toneladas

«Es muy egoísta… si Sánchez dimite nos abandona»

Diez horas antes de confirmar la posible dimisión de Sánchez, el PSOE se ve obligado a encontrarse en la peor de las situaciones, consciente del complicado calendario electoral en el que están inmersos, con la campaña de las catalanas en marcha para las elecciones del 12-M y las europeas a la vuelta de la esquina el 9 de junio. La renuncia del líder del PSOE llevaría a replantear todas las estrategias electorales y, al mismo tiempo, situarse en el debate orgánico para el después de Sánchez de forma abrupta y precipitada.

Una gran contradicción dado que el debate del ‘post’ era precisamente un tema prohibido impuesto por el propio Sánchez, que destituyó rápidamente a todos los que se atrevieron a mencionar siquiera la idea. De acuerdo con las fuentes mencionadas, el partido podría tener apenas tres meses para organizar ese congreso, porque la fecha que se considera para la elección de un nuevo líder es después de las elecciones europeas del mes de junio y antes del verano.

Un congreso extraordinario ante la dimisión de Sánchez

En caso de que se cumpla este pronóstico de la dimisión de Sánchez, este cónclave tendría que adquirir un carácter extraordinario, ya que los estatutos del PSOE establecen que el congreso regular se llevará a cabo entre el tercer y cuarto año desde el anterior, y este aconteció en octubre de 2021 en Valencia. Esto es lo que provoca que comiencen a surgir las críticas en relación a la decisión de Pedro Sánchez, discretamente y en privado, pero mostrando un creciente descontento: «si Sánchez dimite, esto es una irresponsabilidad».

Los leales seguidores de Pedro Sánchez se preocupan mucho por admitir ese malestar y por evitar hacer pronósticos más allá del lunes. Pero incluso aquellos que comprenden su decisión de apartarse, «en defensa de su familia y porque la vida se le escapa», insinúan que «es muy egoísta hacerlo así» antes de dos elecciones y sin margen para reestructurar a un PSOE en el que «no ha crecido la hierba bajo los pies de Pedro Sánchez. Es un problema». Los detractores se atreven a añadir un calificativo adicional, el «infantilismo», que le lleva a abandonar sus funciones y responsabilidades.

Artículo relacionado:  Sánchez admite que pagó con dinero público la presentación de su libro 'Tierra Firme'

Santos Cerdán, el padrino de Koldo, su próximo tras la dimisión

En realidad, el malestar es simplemente la expresión del temor, incluso pánico, al desorden al que ahora se enfrenta la organización. Por un lado, la partida de Pedro Sánchez y la denominada ‘campaña del cariño’ podría causar un colapso en las dos próximas elecciones, lejos de ser un impulso para el voto, a juzgar por el 23-J que nuevamente demostró que aún era un activo en las urnas.

Por otro lado, el regreso del ruido a un partido cesarista que ha estado sumido en un silencio escrupuloso durante siete años, solo interrumpido por episodios aislados que han terminado marginando a sus protagonistas de los órganos de dirección y las listas electorales. Si Sánchez dimite, se espera una lucha interna como en tiempos pasados, con la actual cúpula de Ferraz dividida en dos o tres partes, dependiendo de los aspirantes.

La opinión de Óscar Puente tras la dimisión de Sánchez

Óscar Puente es considerado el sucesor natural, pero el candidato más apropiado para el PSOE afectado por esta tragedia interna es María Jesús Montero, definida como la «Ayuso del PSOE» y amiga del actual secretario de Organización, Santos Cerdán. De hecho, Puente participó en el simbólico Comité Federal transmitido en la calle Ferraz a los miembros del partido. Muchos se preguntaron «¿En qué calidad?» ante la falta de discurso de otros ministros como la portavoz, Pilar Alegría, o el de Presidencia, Félix Bolaños.

Aunque se había dicho que solo los secretarios generales y candidatos electorales tomarían la palabra, finalmente se cortaron las intervenciones para fomentar una multitud en la calle y solo hablaron aquellos que tendrán algo, o mucho, que decir en la sucesión de Pedro Sánchez: María Jesús Montero, Salvador Illa, Óscar Puente, Santos Cerdán y los tres presidentes socialistas, Adrián Barbón, Emiliano García Page y María Chivite, como árbitros cualificados del proceso.

Loading

Loading

Etiquetas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

el distrito tv

lo más leído

Lo más visto

Scroll al inicio