Inversores y empresarios de Clínicas Vivanta denuncian ante la CNMV por prácticas irregulares a Portobello, de Sánchez-Asiaín

Inversores y empresarios de Clínicas Vivanta denuncian ante la CNMV por prácticas irregulares a Portobello, de Sánchez-Asiaín
Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
Compartir en telegram
Compartir en linkedin

Portobello, con un 15%, BNP Paribas con un 8% y Ares Management Limited son los principales accionistas de Clínicas Vivanta.

Portobello, capital fundado por Íñigo Sánchez-Asiain Mardones, ha sido denunciado ante la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) por graves irregularidades, tras la sentencia por una ampliación de capital que afecta a la matriz de Vivanta, y en la cual deberá devolver 12.800.000 millones de euros, según ha informado el Diario Ya.

Esta sentencia es un hecho relevante, según el artículo 228 de la Ley de Sociedades de Valores. El documento ante la CNMV tiene registro de Entrada Nº 103580, y fue presentado el 28 de julio de 2021.

Portobello y sus socios Íñigo Sánchez-Asiaín, Juan Luis Ramírez, Carlos Doltz de Espejo y Ramon Cerdeira Checa están metidos en un lodazal judicial con numerosos pleitos y querellas interpuestos por empresarios del sector dental, franquiciados, socios minoritarios y proveedores de Clínicas Vivanta.

Los socios de Portobello han ocultado los litigios de todas sus participadas a sus inversores, hasta el punto tal que se desconoce el verdadero alcance de todos sus litigios, así como el gasto astronómico que están realizando en abogados.

Portobello es un fondo de capital riesgo registrado con el Nº 213 en la Comisión Nacional del Mercado de Valores, y adquirieron Vivanta en 2017, con cerca de 300 clínicas que atienden a más de 300.000 dentales pacientes.

Los efectos colaterales tanto económicos como reputacionales perjudican a sus propios inversores, entre los que se encuentran el European Investment Found, la Fundación IESA vinculada al Opus Dei, Tiera Capital, los Hermanos Somoza, James Coleman, el Fondo de Pensiones Gas Natural, Pensiones Caixa, Pensiones Bankia, Tresell2013, LZ Káiser, Pedra Sesteira, Aguilar Sánchez Gestiones, Topete SL, Ignacio Mataix Entero, Ardidizia Inversiones, Geralia SA, NS ingeniería, Ciro, Financiere Faiveley, Juan Ignacio Azpiroz, Fexso, CDC Directios des Fons D’Espragne, CNP Assurance, FFP Invest, FOND-ICO, PGGM Private Found Equity 2017, Raytheon Pensión Trust, DNB Private Equity, CNP Assurance Portfolio, Sofival SA, Portobello IV Feeder S.C.A y SICAV-RAIF.

Las participadas de Portobello son Iberconsa, Mediterránea de Catering, Legalitas, Vivanta, Conservas IAN, Angulas de Aguinaga y Elmubas, entre otras, y en las cuales se desconocen los litigios que tienen en la actualidad.

Además, Portobello es socio de CVC (fondo de la liga) en las residencias geriátricas Vitalia. Por tanto, son muchos los inversores perjudicados por el calvario judicial que vive la empresa en el caso Vivanta. BBVA, BNP, Bankia o Naturgy son sólo algunas de ellas. También CDC, PGGM, Raytheon, Amazonas, Cédre Capital o Continuum.

Para colmo, a la noticia en relación a la petición de rescate a la SEPI de la que han informado varios medios, ahora resulta que el Juzgado de lo Mercantil número 12 de Madrid sentencia a favor de un accionista minoritario de la compañía que pidió anular una ampliación, como informó El Confidencial.

Para la magistrada Ana María Gallego, la ampliación de capital de marzo de 2019 causó un perjuicio económico a los inversores particulares de Grupo Hospitalario Europeo, matriz de Vivanta, de acuerdo a una información de Agustín Marco.

Como informó también en su momento El País en su artículo titulado “Medio centenar de empresas solicitan 4.200 millones al fondo de rescate de la SEPI”, Vivanta aparece como la empresa del sector salud que solicitó la ayuda.

Sin embargo, se da la circunstancia de que Vivanta está inmersa en un lodazal judicial con varios pleitos abiertos, como se ha informado puntualmente desde Diario Ya.

Llama la atención que el 22 de diciembre, tal y como publicó Expansión, Portobello inició los trámites para conseguir un rescate público, cuando el 1 de diciembre estaba planteando un ERE como dio a conocer ElDiario.es.

“La conversión de deuda en capital por parte de Ares Management y BNP, no obstante, está supeditada a que la empresa cierre con éxito las conversaciones abiertas la semana pasada para realizar un ajuste de empleo (ERE), que afectará inicialmente a 361 empleados, condición necesaria para poner en marcha el nuevo plan estratégico de la empresa, denominado Impulso 2021”.

Portobello, con un 15%, BNP Paribas con un 8% y Ares Management Limited son los principales accionistas de Clínicas Vivanta.

0 0 votos
Calificación del artículo

COMENTARIOS

0 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios

ARTÍCULOS RELACIONADOS

ÚLTIMAS NOTICIAS

0
Nos encantaría conocer tu opinión, comenta.x
()
x