Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

El Real Madrid conquista en Wembley su decimoquinta Champions League, la primera invicto

El Real Madrid conquista en Wembley su decimoquinta Champions League, su primera invicto
El capitán del Real Madrid, Nacho Fernández (centro), levanta el trofeo de la UEFA Champions League junto al resto de sus compañeros tras vencer al Borussia Dortmund (0-2) en la final disputada en Wembley (Londres, Reino Unido), a 1 de junio de 2024. - Nick Potts / PA Wire / DPA

El Real Madrid se proclamó campeón de la UEFA Champions League 2023-2024 después de vencer en la final por 0-2 al Borussia Dortmund gracias a los tantos de Dani Carvajal y Vinícius Júnior en la segunda mitad, después de aguantar el ímpetu de los alemanes, con menos efectividad, para hacer realidad la decimoquinta Copa de Europa en el Estadio de Wembley (Londres).

Los de Carlo Ancelotti estuvieron contra las cuerdas en la mayoría de minutos de la final, pero su entereza y fiabilidad en este tipo de encuentros sostuvieron su triunfo, que no se decidió hasta la recta final.

Ante las sacudidas de un Dortmund valiente desde el inicio, emergió la figura de Carvajal, le mejor de los blancos, en un córner para adelantar a los madridistas y acercar la ‘Decimoquinta’.

Con el 0-1 comenzó otro partido, ya con el Dortmund volcado y el Madrid lleno de confianza, y fue Vinícius, otro de los más destacados, quien remató la faena y cerró el título.

Con este triunfo, Toni Kroos, que se despide, Luka Modric, Carvajal y Nacho Fernández alcanzan a Paco Gento y sus seis Copas de Europa para entrar en el Olimpo continental. El club madridista levanta seis Champions en 11 años y engrosa su leyenda.

La invasión de varios espontáneos protagonizó los primeros minutos de la final, impidiendo que se jugase al fútbol. El Dortmund arrancó más valiente y arriesgando en la construcción, sin perder la intensidad esperada e intentando atemorizar una posible salida en tromba del Real Madrid, que poco a poco se fue haciendo con el control del balón, sin descuidar la presión alta.

Artículo relacionado:  Díaz Ayuso recibe el Premio Bombín de San Isidro 2021 por su gestión en el Ejecutivo regional

Apenas tardó 10 minutos el conjunto madridista en hacerse con el dominio del balón, mientras los alemanes dieron un paso atrás. Sin embargo, la primera acción de peligro cayó del lado del Dortmund, con un remate de Brandt que se fue desviado ,aunque el desmarque inicial de Füllkrug había sido inhabilitado por fuera de juego.

‘Vini’ reaccionó con un disparo dentro del área con la izquierda que se fue arriba.

Intercambio de golpes y calma tensa en el inicio

Según lo previsto, el conjunto alemán creció corriendo al espacio y, fue pasado el minuto 20, cuando pudo adelantarse en la más clara. El veloz Adeyemi aprovechó un gran envío de Hummels para plantarse ante Courtois, al que regateó echándose muy largo el balón, permitiendo a Carvajal llegar en la ayuda y evitar el primero.

Ahí comenzó la zozobra madridista en la defensa, con un balón al palo de Füllkrug que puso el estado de alarma en la zaga blanca, capaz solo de achicar agua.

La velocidad de Adeyemi por la izquierda, con Brandt como mejor aliado, torturaron a la defensa blanca, con otra ocasión que atajó un Courtois inspirado. La presión del Real Madrid no era efectiva, con un Dortmund que, pese a ello, se mostró muy cómodo con el balón.

También crearon peligro con algún disparo desde la frontal, con un Sabitzer como autor. El 0-0 dominó hasta el descanso, con los blancos sin rematar a puerta en 45′.

Artículo relacionado:  Madrid permite el consumo de alimentos y bebidas de pie en salas y espacios multiusos

Segunda mitad con más protagonismo y efectividad madridista

Tras el descanso, fue Kroos el que avisó con una falta directa a la escuadra que desbarató Kobel a córner, en el que Carvajal también remató, pero fuera. Eran las dos primeras grandes amenazas de los blancos en el partido, dispuestos a mostrar otra cara en la segunda parte.

También fue del lateral una nueva ocasión, de volea tras un envío de ‘Vini’ y de primera, en una mejor versión merengue.

No obstante, el Real Madrid seguía echando de menos a un Bellingham desaparecido y un Vinícius de más a menos. Mientras, el Borussia seguía más metido, con Füllkrug creando problemas a los centrales y haciendo trabajar a Courtois.

Bellingham la tuvo de cabeza para abrir el marcador tras un centro milimétrico de ‘Vini’, pero el ‘5’ no estaba inspirado y ni siquiera remató, con aparentes problemas físicos.

Sin mucha clarividencia en la parte ofensiva, salvo algún destello de Vinícius, el balón parado fue aliado de los madridistas. En el enésimo intento desde la esquina, Carvajal, que no es el más alto, remató con la testa en el primer palo para mandar el balón a la red y encaminar el triunfo y la ‘Decimoquinta’.

El tanto descolocó al Dortmund, que vio como Bellingham tuvo en sus botas el 0-2 tras un pase de la ‘muerte’ de Camavinga, pero desaprovechaba la opción fácil de matar el encuentro.

La final entró en otro mundo, con el Madrid mucho más cómodo y Terzic movió ficha, dando entrada a Malen y Haller, aunque fue Kroos de falta quien estuvo a punto de despedirse marcando, pero el portero del conjunto alemán la mandó al córner.

Artículo relacionado:  Madrid estudiará acciones legales si no hay reunión y un fondo por Cercanías

Camavinga replicó con un disparó desde la frontal que hizo trabajar al máximo a Kobel, quien evitó de un ‘manotazo’, en otro córner, el 0-2 de nuevo. El meta suizo mantuvo vivas las esperanzas del cuadro que viste de amarillo y negro.

Pero estas se desvanecieron ya en los últimos diez minutos. Fue Vinícius Júnior, autor del tanto en la final de 2022, quien recogió la asistencia de Bellingham, tras error garrafal de Maatsen, y mandó en un remate mordido el balón a las mallas. El brasileño sentenciaba así el partido para los blancos, que ya saboreaban la ‘Decimoquinta’ con el 0-2.

El marcador favorable propició los cambios en el Real Madrid, con la salida de un Kroos eufórico con la grada, reemplazado por Luka Modric.

Los alemanes no tiraron la toalla en medio de la avalancha blanca, incluso acercándose en el marcador con un gol de Füllkrug de cabeza gracias a un buen centro de Malen, aunque el ariete alemán estaba en fuera de juego.

Entre cambios y faltas, en los últimos minutos apenas se jugó al fútbol, en una clara demostración de veteranía y experiencia del Real Madrid en este tipo de partidos.

Así las cosas, el Real Madrid coronó en Wembley su decimoquinta ‘orejona’, la primera en su historia como invicto.

Loading

Loading

Etiquetas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

el distrito tv

lo más leído

Lo más visto

Scroll al inicio