inicio
 Líder en Prensa local de Madrid |  Jueves, 29 de junio de 2017
Recordarme   Entrar
    Lo olvidé   |   Registrarse
02/05/2017 - Redacción Preparar para imprimir   Bookmark and Share
Votar:  
Resultado: 0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos   0 votos
"Ya hay demasiada sangre en nuestra historia, como para pintar con ella los rótulos de nuestras calles"
La opinión de Javier Algarra, uno de uno de nuestros sabios habla en el programa de Madrid al Rojo de Libertad FM en el 107.0 FM acerca de los cambios en el Callejero de Madrid

Manuela Carmena y sus concejales podemitas, siguen con su obsesión de reescribir la historia a su antojo y de eliminar del Callejero de Madrid cualquier referencia que no resulte de su agrado. En el pleno pretenden aprobar la nueva lista elaborada por el Comisionado de la Memoria Histórica para cambiar la denominación de 47 plazas y calles. El Ayuntamiento pretende cambiar el nombre de la Calle Batalla de Belchite por el de Juana Doña, una dirigente comunista implicada en el asesinato de un comandante de la Guardia Civil. El Capitán Cortés, defensor del Santuario de Nuestra Señora de la Cabeza, perderá su calle para cedérsela a Manuel Chaves Nogales, un periodista sevillano que en la Guerra Civil se puso al servicio de la República.

Los Héroes del Alcázar verán como se retira su placa, para dejar sitio a Simone Weil, una sindicalista revolucionaria francesa que se unió a los anarquistas de la Columna Durruti o la Calle de Manuel Sarrión, el pasante del despacho de abogados de Jose Antonio Primo de Rivera, que fue fusilado por los republicanos en Paracuellos del Jarama pasará a llamarse de Julián Zugazagoitia, un político socialista que fue Ministro de gobernación de Juan Negrín y Jefe del Servicio de Inteligencia encargado de reprimir a los quinta columnistas. Se aprecia claramente el afán de reconciliación que busca Manuela Carmena, en vez de escoger nombres que hagan referencia a nuestra Democracia y libertad, opta por ensalzar a los personajes de un bando determinado. Dice Francisca Sauquillo que los cambios no son ideológicos, pero viendo la lista de nombres elegidos todo parece ser revanchismo y sectarismo.

Una lástima que 80 años después de la Guerra Civil española todavía tengamos que dividirnos en bandos, cuando en el 77 los españoles apostamos por el perdón, la amnistía, el punto final y la reconciliación. Pusimos en marcha una Transición que nos llevaría a la Democracia mirando hacia el futuro y no hacia el pasado. Es una pena que algunos apuesten por desenterrar tumbas y recuperar el guerracivilismo en el Callejero, pensando que el enfrentamiento es su mejor capital político, mejor haría el Ayuntamiento si se dedicara a favorecer las condiciones de vida de los madrileños en vez de enarbolar banderas de odio, ya hay demasiada sangre en nuestra historia como para pintar con ella, los rótulos de nuestras calles.

Comentarios: 1
Mapi dijo el 02/05/2017 a las 03:47h.
Que se dejen de tanto cambiar calles, que hay más cosas que hacer por Madrid, que dedicarse a la Memoria Historica, y cargarse toda la Historia, buena o mala. Luego vendrán otros y seguro que pondrán las calles con los nombres que les den la gana. El caso es marear al peatón o al turista que viene de fuera.    Avisar al moderador








Enviar
Normas de uso
- Esta es la opinión de los usuarios, no de El Distrito.

- Los comentarios contrarios a las leyes españolas, injuriantes o difamatorios serán eliminados, así como aquellos que consideremos que estén fuera del tema o contengan publicidad.

- "Aviso al moderador". Si considera que algún comentario incumple la normativa, le agradecemos nos lo comunique por esta opción para nuestra valoración.
© Gestor de contenidos Gestor de contenidos HagaClic